Como “El tren de la vida”. Continuamos con nuestro viaje

Dicen que el “tren de la vida” pasa y pasa incontables veces por las diferentes estaciones. Cada pasajero elegirá en qué tren subirse, qué vagón ocupar, al lado de quién se quiere sentar,  y en qué estación necesita o desea bajarse. 

ASINLADI es algo así como ese tren. Cada curso, cada poco tiempo, los chicos que desean y necesitan subirse a nuestro tren va en aumento. Siempre, la motivación es la misma, el deseo enorme de avanzar y encontrar en la sociedad el lugar que se merecen, y que por derecho le corresponde.

También, en ese viaje, algunos  se bajan;  razones, tantas como personas. A ellos, desearles que el camino que emprendan sea el que les lleve a la máxima satisfacción y progreso y transmitirles una vez mas, que esta es su casa. Siempre será un placer compartir momentos con aquellos compañeros de viaje que nos hicieron agradable el camino.

A los que se han subido e inician este viaje con nosotros, decirles que haremos todo lo que esté en nuestras manos para que su verdadera inclusión sea una realidad. A los que hace tiempo se subieron, darles como siempre la bienvenida y transmitirles nuestra enorme alegría de que sigan viajando hasta la estación final, la que hará que el viaje haya merecido la pena.

Bienvenidos todos!! También, como no, a nuestro equipo profesional, a los que sin su presencia nada sería posible. A todos, gracias por confiar en nosotros.

Algunos participantes en el presente curso, por razones diversas, no han podido estar en la inauguración. A ellos también darles la bienvenida, por supuesto. Los recordamos.